¡Somos Huesca, Somos Deporte!

Una defensa improvisada

Las circunstancias obligaron a improvisar una línea defensiva para afrontar el encuentro frente al Leioa. Con Scardina sancionado, Rojas y Carlos David formaron de inicio en el centro de la zaga, pero tras el descanso el andaluz fue sustituido por unas molestias y Manuel Sánchez ocupó su puesto. Íñigo Ros ejerció de carrilero diestro debido a la lesión de Aythami y las molestias de Antonio Pérez.
Rojas tuvo que ser sustituido al descanso tras hacerse daño en una acción fortuita | Foto: sporthuesca.com - C.Pascual
Rojas tuvo que ser sustituido al descanso tras hacerse daño en una acción fortuita | Foto: sporthuesca.com – C.Pascual

Al ver por primera vez la alineación que el Huesca presentaba para enfrentarse al Leioa, llamaba la atención la ausencia de un lateral derecho “puro”. La lesión muscular de Aythami le impedía jugar el partido y su sustituto habitual, Antonio Pérez, presentaba unas molestias que no le permitían competir al nivel requerido. Luis García Tevenet colocó a Íñigo Ros, que es un habitual en la medular azulgrana, en el carril diestro. Ejerciendo más como un tercer central y sin incorporarse al ataque como un carrilero, Ros cumplió a la perfección su papel complementándose con Josan, que era el encargado de recorrer esa banda en las acciones ofensivas. David Morillas, por el flanco izquierdo, si que realizó internadas hasta la línea de fondo. Juanjo Camacho retrocedió su posición para acompañar a Manuel Sánchez en la medular del equipo y poder seguir jugando con un doble pivote.

Bar Álvaro

Ros lateral derecho y Manuel central

Iñigo Ros jugó de lateral derecho frente al Leioa | Foto: sporthuesca.com / C.Pascual
Iñigo Ros jugó de lateral derecho frente al Leioa | Foto: sporthuesca.com / C.Pascual

Cuando parecía que “el experimento” estaba saliendo bien, una nueva complicación puso a prueba a la plantilla azulgrana y a su técnico. José Manuel Rojas tenía que ser sustituido durante el descanso debido a un golpe recibido al término de los primeros cuarenta y cinco minutos que le impedía seguir disputando el encuentro. Debido a la sanción de Scardina, que cumplía su partido de sanción tras completar su primer ciclo de amonestaciones, la SD Huesca no disponía de ningún central en el banquillo, así que Manuel Sánchez tuvo que retrasar su posición para ser la pareja de Carlos David en el centro de la zaga. Su sitio en la medular iba a ser ocupado por Fran Mérida, que buscó crear acciones de peligro desde atrás. Un despiste de Manuel provocó el gol del Leioa, que significaba el empate a uno en el marcador; Ander Vitoria consiguió llegar hasta dentro del área oscense casi sin oposición y cruzó su disparo para hacer inútil la estirada de Dani Jiménez.

Poco a poco los futbolistas comenzaron a sentirse cómodos en sus nuevas posiciones gracias al descenso de actividad ofensiva del Leioa, que se limitaba a buscar en largo a sus futbolistas más adelantados, permitiéndole al Huesca tener su línea defensiva en el medio campo. Mañana se examinará a Rojas para conocer su estado físico (ya acabó con molestias frente a la Real Sociedad B). Aythami está finalizando su plazo de recuperación e intentará llegar al próximo partido frente al Guadalajara, para el que Tevenet ya podrá contar con Scardina.

[ad name=”Anuncio para Artículos”]

Dale a Me Gusta para estar informado de la última hora y de los contenidos de este medio

Suscríbete a nuestra Newsletter | ¡Es GRATIS!
Apúntate aquí para recibir las últimas noticias en tu correo cada mañana. ¡No te pierdas nada!
Puedes cancelarla en cualquier momento
Comentarios