¡Somos Huesca, Somos Deporte!

Levitec Huesca 64-73 AF Lleida: derrota de un desaparecido

Tercera derrota consecutiva y tercera ante un rival de la liga de Levitec Huesca, en un encuentro donde el equipo estuvo desaparecido, dando chispazos en determinados momentos, pero siempre a remolque de un Actel Força Lleida, que aun con bajas importantes como Tim Derken y Mike Karena, se mostró serio en ataque y rocoso en defensa para consechar su primera victoria de la campaña. || FOTOS DEL PARTIDO.

Con hambre de victoria se daba cita la parroquia oscense en el Palacio de los Deportes de Huesca, pero lejos de eso, fue el equipo de Borja Comenge quien golpeaba primero sin dejar de lado ya en todo el encuentro el dominio en el marcador. Novedades en cuanto a los titulares, sin Sergio Rodríguez entre los cinco de comienzo, y con cambio en la dirección saliendo Pablo Pérez en el quinteto inicial, parecía dar continuación al final de partido de la jornada anterior ante CB Prat, dado que los oscenses solamente anotaban una canasta de Albert Fontet, a la postre desaparecido, en los 5 primeros minutos,  reflejando el marcador un 2-10 en contra que obligaba a Guillermo Arenas a pedir tiempo muerto demasiado pronto ante unos ilerdenses que ponían las ganas. Salían Sergio Rodríguez y Carles Marzo y con ellos en pista apareció el primer chispazo peñista, con un Kevin Van Wijk que empezaba a reinar en la zona ante sus pares, y un Sergio Rodríguez que cerraba el cuarto con dos triples consecutivos para igualar casi la contienda tras parcial de 10-0 a favor, haciendo frente de esta forma al poder anotador de Brano Dukanovic, autor de 7 puntos, yendo el marcador al 16-17 al final de los primeros diez minutos, esperando que el inicio de choque hubiera sido un espejismo.

KIA Automotor Huesca – Seccion CB Peñas

Más allá de lo deseado, lo que se esperaba que hubiera sido simplemente un mal inicio, se convirtió en realidad, con apatía defensiva peñista que hacía que Actel Força Lleida poco a poco se despegara en el marcador, en un cuarto que aun con corta anotación, fueran hasta 4 los triples anotados por los catalanes, liberados casi todos, ante un conjunto peñista que le costaba sangre, sudor y lágrimas sumar en el marcador, llegando al descanso 27-35 abajo, con un Brano Dukanovic que seguía tirando de los suyos llegando al ecuador de partido con 12 puntos, siendo un dolor de cabeza para la defensa oscense, mientras que Carles Marzo aguantaba a su equipo con 7 de los 11 puntos conseguidos en el cuarto.

Se esperaba arenga de Guillermo Arenas para espabilar a los suyos y llevarlos a un cambio de actitud tras el descanso, pero Actel Força Lleida seguía llevando el ritmo del encuentro sin dejar al equipo oscense acercarse en el marcador. Con Miquel Feliú desde el triple y Jarred Ogungbemi-Jackson apareciendo en la faceta anotador, el equipo catalán conseguía una renta máxima de 14 puntos a falta de poco menos de 3 minutos, reflejando un 36-50 el marcador, momento donde apareció un nuevo chispazo de los de Guillermo Arenas, capitaneado por Kevin Van Wijk, que acercaba a los suyos en el marcador 45-53 al final del tercer cuarto, con la esperanza de que aun quedara partido en los úlitmos 10 minutos.

Positivo arranque del último cuarto, con triple de Pablo Pérez que apretaba el marcador a 5 puntos, que al final se convirtió en un oasis en el desierto, ya que los de Borja Comenge apagaban toda oportunidad de remontada con un contundente parcial de 0-8 que situaba el electrónico en 48-61 a falta de 7 minutos. A partir de ahí un constante tira y daca entre Levitec Huesca y Actel Força Lleida siempre rondando los 10 puntos de diferencia, hasta que a falta de 2 minutos, 2 canastas consecutivas de Agustí Sans ponían a los oscenses a 5, 62-67, un halo de esperanza que en la siguiente jugada abolía desde el triple Miquel Feliu para ya hacer olvidar toda opción de remontada peñista, que con un atascado ataque veía pasar el tiempo hasta llegar al 64-73 final que cerraba un Papa Mbaye dominador en la pintura con un mate que reflejaba lo que había sido el choque.

Con esta nueva derrota, tercera consecutiva, saltan las alarmas en el bloque peñista por haber perdido 3 oportunidades, 2 de ellas en casa, ante rivales de nivel similar, algo que obligará a una mayor exigencia futura. Más allá de esto, por tercera vez el equipo no consiguió superar los 65 puntos, confirmándose a día de hoy como el peor ataque de LEB Oro, con una anotación insuficiente para conseguir victorias y una ofensiva falta de ideas. Por último la sensación de falta de actitud en la mayor parte del choque, a excepción de un batallador Kevin Van Wijk a ritmo de MVP, que dejó frío a un público oscense que vió al equipo siempre a remolque con el partido controlado por un rival con bajas de peso sin dar sensación de poder remontar. Gran oportunidad el domingo ante Cáceres para revertir la situación, otro equipo de nivel similar a Levitec Huesca, y de esta forma paliar la pérdida de triunfos ante equipos con los que era necesario haber obtenido alguna recompensa.

Dale a Me Gusta para estar informado de la última hora y de los contenidos de este medio

Suscríbete a nuestra Newsletter | ¡Es GRATIS!
Apúntate aquí para recibir las últimas noticias en tu correo cada mañana. ¡No te pierdas nada!
Puedes cancelarla en cualquier momento
Comentarios