Alexander se ausentará en las tres últimas jornadas de liga | Foto: C.Pascual
El extremo sudamericano de la Sociedad Deportiva Huesca tendrá que concentrarse con su selección nacional y se perderá los partidos contra Real Zaragoza, Osasuna y Lugo, estando disponible para los enfrentamientos con Almería y Leganés.
Foto: C.Pascual
Foto: C.Pascual

Alexander González causará baja en el Huesca en la recta final del campeonato. La llamada de La Vinotinto obligará al atacante venezolano a ausentarse para disputar la Copa América Centenario y también supone su convocatoria para un encuentro amistoso que se disputará en Riazor (A Coruña) el 20 de mayo contra la selección autonómica gallega. Rafael Dudamel, seleccionador absoluto de la escuadra sudamericana, ha convocado a sus preseleccionados el próximo lunes 16, obligando a Alexander a poner rumbo hacia tierras gallegas después del vital choque dominical ante el Almería.

Pese a las negociaciones llevadas a cabo por la entidad azulgrana y directiva técnica venezolana, en el club oscense dan por hecho que Alexander se marchará con sus compatriotas a partir del lunes 23 de mayo, un día después de jugar contra el Leganés en Butarque.

Su marcha a la selección implica su ausencia en la recta final del campeonato liguero con el Huesca, que deberá enfrentarse al Real Zaragoza en El Alcoraz, a Osasuna en El Sadar y al Lugo nuevamente en casa para cerrar la temporada. Dicha baja trastocará los planes de Anquela puesto que González se había convertido en un jugador fijo en sus esquemas desde su llegada en invierno, obligando al jienense a cubrir su hueco con un compañero de la recámara. La preselección de Alexander con Venezuela demuestra la buena campaña que el extremo está firmando en Huesca, logrando hasta la fecha un gran rendimiento en catorce partidos disputados, en los que ha conseguido marcar un gol (Nàstic).

  • Pepelu

    Ale Anquela, tira ahora de jugadores olvidados como Tyronne o José Gaspar. Con lo importante que es tener un vestuario enchufado al final de temporada y este hombre defenestrando a grandes jugones

  • Fernando Escartín

    Ah, por cierto, y que se busque un esquema de juego de acuerdo con los jugadores que tienes y no a medida de quien lo hace.

    Un buen entrenador se adapta a los jugadores, no espera que ellos se adapten a él.

  • Altoaragon

    Cuanta falta nos va,a hacer tyronne hace días muchos lo pensamos.
    Los males nunca vienen solos, si Samu sigue con problemas ( yo no me creo esas buenas sensaciones que trasladan desde el club) Aguilera que no llega para los 2 siguientes ni alexander los 3 últimos…
    Ahora queremos tirar de tyronne y encima le exiguiremos este a su mejor nivel después de tenerlo en el ostracismo absoluto.
    En fin la gestión de este vestuario por parte de anquela es lamentable. Lo digo y lo repito hasta la saciedad. Al menos parece a recuperado a gaspar, veremos cuanto nos dura.
    Que Dios nos pille confesados porque los condicionantes nos están dando la espalda en los momentos más importantes.

    • Fernando Escartín

      Totalmente de acuerdo, hacer un 11 fijo y sin contar nunca con algunos jugadores tiene eso, que cuando fallan un par o tres (normal a lo largo de la temporada, por lesiones, sanciones…) has de rogar para que los “olvidados” recuperen la ilusión, la forma, la dinámica de juego y rindan como el primero.

      Y eso es imposible. Hay que tener a toda la plantilla a punto, con esperanzas y ocasiones de jugar cada domingo, y eso aquí no se ha hecho (cuánto añoro a Tevenet, a quien por cierto se le criticó en demasía porque iba probando con todos los jugadores para formar un once y tenerlos a todos a punto).

      Que nos falte Alexander es lo malo de tener a buenos jugadores (aunque para mí aún ha de demostrar mucho), que vayan a sus selecciones. Lo bueno, evidentemente, es el papel que desarrollan mientras juegan.

      Yo confío plenamente en Tyrone, si lo dejan jugar donde debe, y en José Gaspar. Lo han demostrado, los considero muy profesionales y ambos han demstrado su compromiso con el Huesca. Pero milagros, normalmente, no existen.

      Y no lo digo porque no sean capaces de hacerlo bien, sino por mis dudas en que los hagan jugar y además donde mejor pueden rendir.

      Individualidades aparte, sigo creyendo que hay equipo, hay plantilla. Ahora es el momento de demostrarlo y que tomen nota quienes no lo saben todavía.