Alexander y Akapo no se perderán ningún partido con la SD Huesca si el 'playoff' está en juego | Foto: C.Pascual
Turismo Villanua
César Soriano y Alexander González tienen varios aspectos en común. Ambos son hombres de banda, ambos pueden jugar en la posición de lateral y las sensaciones que transmiten en el campo no son tan buenas como las de otros que ocupan sus mismas posiciones. Opuestamente, los resultados con ellos dos sobre el campo son notablemente mejores.

El lateral izquierdo volvió a la titularidad que le arrebató el serbio Rajko Brezanzic en el partido contra el Córdoba. Desde entonces, el ex del Leganés ha jugado prácticamente todos los minutos disputados. Su vocación es claramente más defensiva que la del serbio, como se vislumbra en el número de centros al área rival (52 de Rajko frente a 43 de César) o en las asistencias (Brezanzic lleva una, Soriano ninguna). Pese a ello, desde que César ha vuelto a la titularidad, el conjunto oscense ha conseguido 10 de los 12 puntos en juego, perdiendo tan solo 2 frente al Elche en el Martínez Valero.

Bar Álvaro

El internacional por Venezuela, Alexander González, está en una situación parecida: no es el favorito de la mayor parte de la grada para ocupar el puesto de extremo derecho. Pese a ello, acumula ya 17 titularidades. Desde la derrota frente al Alcorcón de la primera jornada de la segunda vuelta, el vinotinto ha jugado todos los partidos como titular. Acumula 11 de los últimos 18 puntos jugados. Lleva 3 goles anotados y 1 asistencia en lo que va de temporada, menos que Ferreiro o Vadillo, los otros extremos del club altoaragonés. Éstos acumulan 4 y 7 goles respectivamente. Pese a ello muestra un evidente talante defensivo que se ve reflejado en sus recuperaciones: 104, superando ámpliamente al favorito de la parroquia oscense, Álvaro Vadillo,  que ha logrado 75 recuperaciones. En cuanto al número de duelos disputados ha luchado 176 veces la posesión al rival, frente a las 162 de Ferreiro.

Los cambios en el 11 realizados por Anquela, como es la titularidad de ambos (César y Alexander) resultan efectivos: con Soriano el equipo no ha perdido en 2017; con González tan solo lo ha hecho una vez: en el lluvioso derbi aragonés de El Alcoraz.

Alberto Lizaldez
Redactor de la sección de la SD Huesca en www.sporthuesca.com
  • Fernando Escartín

    Buen estudio estadístico, Alberto, te felicito.

    Pero las estadísticas, a pesar de tener su importancia, no siempre definen o condicionan el resultado. En este caso, a pesar de los números que tú dices, no tienen relación directa con el buen juego. El suyo propio, sí el del equipo.

    De César se llevan varios partidos diciendo que ha sufrido mucho en la banda (lo cual, por cierto, no quiere decir que lo haya hecho mal), que ha llegado peligro por ese lado… pero lo cierto es que la labor conjunta del EQUIPO (sí, con mayúsculas) ha solventado las situaciones y se han resuelto.

    En el caso de Alexander, pues lo mismo. Sí ha ayudado más en defensa, pero en ataque ha sido inferior a alguno de sus compañeros. Así y todo, para que algunos futbolistas destaquen individualmente, otros han de pasar despercibidos. O no ser tan resolutivos, porque quien se lleva la gloria es quien marca goles, o los evita. El resto, nada. En todo caso, incluso algún reproche (sería este el caso de los dos).

    Para mí, una vez más, lo importante es el bloque. Porque uno solo, por muy capaz que sea, no resuelve nada, no se fabrica las jugadas, no contrarresta las ofensivas contrarias ni elimina al jugador más determinante del rival.

    • Eduardo

      Totalmente de acuerdo con lo que dices. Anquela ha conseguido este año hacer un EQUIPO con mayúsculas. Claro que luce más Vadillo o Ferreiro por banda que Alexander; o Rajko Brezanzic más que Soriano. Todos nos fijamos más en los jugadores de ataque que en los que ayudan más en tareas defensivas, pero lo bueno es que juegue el que juegue todos lo hacen bien y el equipo no se resiente. A seguir así.

    • pablo33

      Apoyo una a una tus reflexiones Fernando.