Tras un impecable mundial, España obtuvo la medalla de plata en e Mundial de Serbia. Foto: FEDH
España terminó segunda en el Campeonato del Mundo de Hockey Hielo Sub 20 celebrado en Novi Sad (Serbia). El balance fue de cuatro victorias y una derrota, ante la vencedora Rumanía. Fue importante el papel de los jugadores jaqueses en este mundial, quienes realizaron una gran actuación.
Tras un impecable mundial, España obtuvo la medalla de plata en e Mundial de Serbia. Foto: FEDH
Tras un impecable mundial, España obtuvo la medalla de plata en el Mundial de Serbia. Foto: FEDH

Entre los días 17 y 23 de enero se ha disputado en la ciudad serbia de Novi Sad el Campeonato del Mundo de Hockey Hielo Sub20 del grupo II B. Las selecciones participantes fueron Bélgica, Australia, Serbia, España, China (recién ascendida) y Rumanía (recién descendida).

Fue destacable la presencia jacetana en el torneo y es que la plantilla nacional estuvo compuesta de hasta 4 jugadores provenientes de Jaca: Andrés Palacios y Pablo Pantoja (actualmente jugando en el Club Hielo Jaca), Bruno Baldris (Ducs d’ Angers) e Ignacio Vicente (Bradford Rattlers); además, el entrenador del conjunto altoaragonés, Miguel Baldris, ocupó el puesto de tercer entrenador. También, cabe mencionar que dentro de los reservas aparecen nombres también jacetanos como Iván Rollo, Juan Monge y Javier Casaus.

El primer partido enfrentó a la selección nacional ante la anfitriona Serbia, a la cual derrotó por 4-1 empezando con buen pie el torneo mundial.  El segundo partido lo resolvería también sin problemas, en el cual se enfrentó a la selección de Australia que a priori era una de las selecciones menos fuertes de la competición y logró imponerse por 9-3.

El ecuador de la competición llegó con el partido que enfrentaba a España contra China, que estaba recién ascendida a este grupo, y venció sin ningún tipo de problemas por 10 a 1. El penúltimo partido del torneo enfrentaría al combinado nacional ante la selección belga, a la cual también supo doblegar y venció por 1-6.

De esta forma, España llegaba invicta al último partido del Campeonato del Mundo ante Rumanía, el cual mediría de las dos selecciones que no conocían la derrota y batían sus fuerzas para hacerse con la primera posición del grupo y su consecuente ascenso de categoría. El partido no tuvo tregua de principio a fin y estuvo reñido en todo momento. Ambas selecciones iban alternándose en el marcador y ninguna selección conseguía imponerse a la otra. Finalmente, en los últimos finales del tercer periodo, Rumanía su puso por delante y ya no permitió que España le remontara. El resultado final fue de 6-5 para los rumanos, lo que otorgaba el SubCampeonato a España.

Además, cabe destacar que el jugador del CH Jaca, Pablo Pantoja, fue nombrado mejor jugador de la selección nacional y mejor delantero del torneo.