Joaquín Sorribas y Zapater, capitanes de ambos conjuntos | Foto: sporthuesca.com - C.Pascual
El 9 de mayo de 2009, SD Huesca y Real Zaragoza se enfrentaban en El Alcoraz. El partido finalizó con victoria de los maños y fue el último duelo entre ambos en Segunda División.
Imagen durante el Huesca - Zaragoza de 2009 | Foto: sporthuesca.com - C.Pascual
Imagen durante el Huesca – Zaragoza de 2009 | Foto: sporthuesca.com – C.Pascual

Tal día como hoy hace seis años, oscenses y zaragozanos disputaban el derbi aragonés. Ambos conjuntos habitaban en Segunda División y se citaban por última vez en partido oficial en el feudo azulgrana.

Se vivió una gran lucha por llevarse los tres puntos que, finalmente, consiguieron arrebatar los blanquillos. Aunque no fue fácil para los de Marcelino, por aquel entonces, dominar el partido ante un Huesca entregado y que contó con varias ocasiones sin fortuna. El Real Zaragoza no estuvo cómodo durante la primera mitad, ya que un joven Rubén Castro creaba peligro constante en el área maña pero sin lograr mandar el balón al fondo de la red.

En la segunda parte, los visitantes salieron al terreno de juego decididos a por la victoria. Mejoraron notablemente y dominaron al equipo de Calderón poniéndole en serias dificultades en diversas fases del partido. A los nueve minutos de la reanudación, Ander Herrera adelantó a los suyos en una jugada personal. El conjunto blanquillo pudo sentenciar el encuentro tras un libre directo de Zapater que dio en el larguero, pero estos perdieron la ocasión y tuvo consecuencias.

El Huesca aprovechó los espacios que dejaban los maños llegando fácilmente a la portería de Toni Doblas. De nuevo, Rubén Castro gozó de las mejores oportunidades de los oscenses, quien se topó con la mala suerte de cara a portería o encontrándose a un gran Doblas. A pesar de que el equipo azulgrana jugó en los últimos minutos con diez jugadores, acabaron el encuentro dominando y sumando una nueva ocasión del ariete canario. Se estableció un 0-1 final en el luminoso de El Alcoraz. El Real Zaragoza continuó manteniéndose en los puestos de ascenso y la SD Huesca, a pesar de la derrota, tenía más cerca la permanencia en la categoría.

¿Reencuentro a la vista?

Joaquín Sorribas y Zapater, capitanes de ambos conjuntos | Foto: sporthuesca.com - C.Pascual
Joaquín Sorribas y Alberto Zapater, capitanes de ambos conjuntos | Foto: sporthuesca.com – C.Pascual

El pasado agosto ambos regresaron a verse las caras en un partido amistoso. Esta vez, los azulgranas consiguieron la victoria por tres goles a dos. Pero con circunstancias diferentes: el Huesca en Segunda División ‘B’ y el conjunto maño en Segunda División.

Los de Tevenet, matemáticamente clasificados para los puestos de ascenso y además siendo líderes en las últimas ocho semanas, ansían de nuevo volver a la categoría de plata. El Real Zaragoza, que ocupa momentáneamente la sexta plaza igualados a puntos con la Ponferradina, lucha por un puesto de ‘playoff’ a Primera División.

Nadie sabe lo que depararán las próximas semanas de competición. Ojala que el destino traiga un ascenso para cada uno de los equipos aragoneses. Lo que está claro, es que el clásico aragonés por excelencia puede estar de nuevo cerca de producirse.