¡Somos Huesca, Somos Deporte!

SD Huesca: Aquellos maravillosos años

En el pasado reciente oscense, la SD Huesca vivió momentos únicos durante cinco temporadas en Segunda División en las que el equipo compitió, disfrutó e hizo disfrutar a la afición con jugadores estrella como Rubén Castro, Mikel Rico, Lluís Sastre y el actual capitán, Juanjo Camacho, entre otros. En la temporada 2012/13 el conjunto alto aragonés no pudo evitar la desgracia y se consumó el descenso a la Segunda División ‘B’ donde el equipo, actualmente, se encuentra en puestos de ‘playoff’ y con garantías para lograr el ascenso y volver a la categoría que le pertenece, la división de plata del fútbol español.
ascenso a segunda
Jugadores y afición se abrazan celebrando el ascenso a Segunda División | Foto: soitu.es

La SD Huesca ascendió a la Liga Adelante la temporada 2007/08 de la mano de Onésimo Sánchez derrotando al Écija Balompié en una eliminatoria final a doble partido. Se cumplía un sueño. Tras haber eliminado al Gavà en la 1ª ronda, los oscenses se veían las caras con un equipo andaluz como ya había pasado la temporada anterior en la que el Córdoba había conseguido ascender. Esta vez había que enfrentarse al Écija. En el partido de ida disputado en el fortín de El Alcoraz, la SD Huesca consiguió vencer por 2 goles a 0 y así establecer un buen resultado de cara al partido de vuelta.

Bar Álvaro

Era un 15 de junio de 2008, a las 17.00h de la tarde. El Huesca visitaba el estadio San Pablo: ambiente hostil, altas temperaturas y muchos nervios; era el último escollo para los azulgranas. No obstante, los locales se pusieron por delante en el marcador con un tanto de Nolito en el 63′ y a partir de ahí comenzaban a empujar y los de Onésimo a sufrir. En esos minutos que se le hacen eternos a cualquier futbolista que pelea por poder cumplir su deseo, Eduardo, el cancerbero visitante, se erigió cual héroe en la batalla haciendo un partido sublime y evitando la eliminación. Finalmente, en el 94′ (así es la épica y así se celebran las grandes victorias en el mundo del deporte, en este caso, como mandan los cánones del fútbol), el ariete Roberto recogía un balón desde la derecha para batir por arriba al portero local con la pierna izquierda y establecer el empate (1-1) en el luminoso. Los cientos de aficionados azulgranas que animaban en la grada estallaron de júbilo con el gol de ‘su’ pichichi; cualquier sinónimo de felicidad se queda corto para describir esa situación. Un gol que llenó de emoción y lágrimas a una ciudad que jamás había visto algo similar. Y justamente, el colegiado señaló el final. Se había conseguido algo que parecía impensable hace no muchos años: la SD Huesca lograba ascender a la Segunda División del fútbol español.

Un Huesca de Segunda

Tras el ascenso, la SD Huesca se inició en Segunda División la temporada siguiente, la 2008/09. Antonio Calderón sustituyó a Onésimo en el banquillo y llegó Rubén Castro a la entidad, delantero canario cedido por el Deportivo de la Coruña, cuyo estreno goleador fue en el primer partido de liga ante el Castellón en El Alcoraz (2-2). Fue un buen debut de la SD Huesca en la categoría de plata del fútbol español 56 años después.

El 9 de mayo de 2009 se disputó el derby aragonés: el Huesca recibía a su eterno rival, el Real Zaragoza. El partido se recibió con mucha admiración en la localidad alto aragonesa ya que no se celebraba uno similar desde el lejano año de 1951. Cabe destacar que ésta fue la temporada en la que mejor puesto clasificatorio ocupó el club durante su travesía en la Segunda División: acabó en undécima posición, con 53 puntos.

La temporada posterior (2009/10), Fernando Losfablos (actual presidente de la SD Huesca) relevaba en el cargo a Armando Borraz. El Huesca consiguió mantenerse en la categoría en el último partido liguero en Balaídos, donde Mikel Rico (que había regresado el club en el mercado estival) dio la victoria a los visitantes (0-1). Acabó el campeonato el Huesca en decimotercera posición, con 52 puntos.

celebracion gol huesca segunda
Camacho y Gilvan celebran un gol ante miles de aficionados en El Alcoraz | Foto: futbol.as.com

El curso 2010/11 se ponía en marcha con el regreso al banquillo azulgrana de Onésimo Sánchez y la incorporación del atacante brasileño Gilvan Gomes, uno de los mejores jugadores ofensivos que ha pasado por la entidad. En el capítulo de salidas, Mikel Rico dejaba Huesca por Granada, a cambio de 600.000€, la mayor venta del club hasta ese momento. El jugador vasco tenía así la oportunidad de jugar en Primera División, la máxima categoría del fútbol español. Además, el guardameta Andrés Fernández fue galardonado con el Trofeo Zamora, reconocido como mejor portero de la categoría.

Más tarde, ya en la temporada 2011/12, el monegrino Ángel Royo fue elegido como nuevo entrenador, que había sido segundo de Onésimo la temporada anterior. Tras un duro y complicado comienzo que dejó al Huesca antepenúltimo en la clasificación, Quique Hernández sustituyó a Ángel en el cargo y el equipo alto aragonés logró salir de la zona caliente y salvar la categoría con suficiencia, gracias a los refuerzos que se incorporaron en el mercado invernal y a la profunda reestructuración que sufrió la plantilla.

El sueño acabó en el 2013

Nacho Novo pelea un balón en el Estadio Nuevo Colombino de Huelva | Foto: herahuelvaya.es
Nacho Novo pelea un balón en el Estadio Nuevo Colombino de Huelva | Foto: herahuelvaya.es

La temporada 2012/13 iba a ser la última de la SD Huesca en Segunda División. Fue caótica en cuanto a número de entrenadores se refiere. Quique Hernández dejó su puesto a un viejo conocido de la entidad y la afición oscense, Fabri González, quien dimitiría en la misma pretemporada alegando problemas personales (aunque abandonó el cargo pasadas las primeras semanas porque no se cumplió lo que él quería). Éste fue sustituido por Antonio Calderón, que regresaba al club. La mala situación deportiva obligó a tomar medidas y se relevó al técnico gaditano en primer lugar por Ángel Royo, de manera interina, y posteriormente por Jorge D’Alessandro hasta final de curso.

A pesar de la llegada de jugadores de talla internacional como Dani Pacheco o Nacho Novo, el ex-futbolista y entrenador argentino no pudo lograr la permanencia. Era un 8 de junio de 2013, casi cinco años después del ascenso conseguido en Écija. El círculo se cerraba. El Huesca visitaba Huelva para disputar el último encuentro del campeonato liguero. Necesitaba los tres puntos para conseguir la salvación. Pero esta vez no pudo ser. Muchos aficionados azulgranas aguardaban intranquilos y excitados hasta el último minuto de partido esperanzados de que apareciera el “espíritu de Roberto” para que el balón entrara, para que se marcara gol, como aquél día de junio, años atrás, en el estadio San Pablo. Y a pesar de que el rival era también andaluz, el escenario era el Nuevo Colombino y el árbitro pitó el final con el resultado de 0-0. Sólo quedaron las lágrimas y la desolación de los futbolistas que portaban la elástica negra, oscura, nada esperanzadora. Ahí faltó la Cruz de San Jorge: el caballero había perdido su última batalla.

Vuelta a la categoría de bronce del fútbol español

Equipo actual de la SD Huesca | Foto: sporthuesca.com - C.Pascual
Jugadores del Huesca celebrando un gol en la presente campaña | Foto: sporthuesca.com – C.Pascual

Después de la fatalidad ocurrida, la SD Huesca volvía a la Segunda División ‘B’. La temporada pasada, la 2013/14, fue pobre en cuanto a nivel futbolístico se refiere. Pablo Alfaro, David Amaral y David Navarro fueron los diferentes entrenadores que tuvo el equipo y no se logró en absoluto el objetivo, el ascenso.

En la actualidad, el técnico Luis García Tevenet está al frente del equipo y las cosas están saliendo bien. El conjunto alto aragonés ocupa la tercera plaza a sólo una victoria del líder. El Huesca ha vuelto a hacer historia porque ha conseguido disputar los dieciseisavos de final de la Copa del Rey ante el FC Barcelona, una fiesta para la ciudad y vivida en El Alcoraz. Además, durante varias jornadas, el Huesca ha sido el líder de la categoría, habiendo este año un equipo con fundamento para lograr el tan ansiado ascenso a una categoría que jamás debió perderse. Los oscenses no han dicho la última palabra, la época más dorada está por llegar.

[ad name=”Anuncio para Artículos”]

Dale a Me Gusta para estar informado de la última hora y de los contenidos de este medio

Suscríbete a nuestra Newsletter | ¡Es GRATIS!
Apúntate aquí para recibir las últimas noticias en tu correo cada mañana. ¡No te pierdas nada!
Puedes cancelarla en cualquier momento
Comentarios