Imagen durante el partido | Foto: LebOro.es
Segunda derrota de la temporada en la pista del Palencia por 77-69, donde no gana desde la temporada 10/11. Bas con 20 puntos y Zamora con 18 fueron los líderes de los castellanoleoneses; mientras que el lituano Gintvainis era el más destacado de los de Jiménez con 16 tantos. El Magia Huesca se quedó en un 27% en triples (5/18) frente a un 40% (9/22) de su rival.

El partido empezó plagado de imprecisiones por ambos conjuntos sin que ninguno de ellos se hiciera con el ritmo de juego que deseaba imponer. El marcador reflejaba un escueto 5-4 cuando se había jugado 6 minutos, momento en el que aparecieron Romà Bas en el Palencia y Gintvainis en el Magia Huesca para meterle una marcha más al encuentro.  Con 17-15 se llegaba al final del primer cuarto, y 13 de esos 17 puntos locales eran obra de Romà Bas.

El segundo cuarto se iniciaba con la primera canasta en la cuenta particular de Simovic para poner la máxima igualdad (17-17), aunque era rápidamente contestada por el ex peñista Maldunas. El choque entraba en un periodo de intercambio de canastas en el que especialmente Álvaro Sanz era el más inspirado entre los hombres de Sergio Jiménez. Tras un triple de Lafuente que ponía al Magia Huesca por delante (32-33), los verdes estuvieron casi 3 minutos sin anotar, por lo que se llegaba al descanso con un 38-33 favorable para los castellanoleoneses.

Tras la reanudación, los locales salían más fuertes y estiraban la goma hasta los nueve puntos de diferencia (46-37), merced a una nueva canasta de Romà Bas. En ese momento, la experiencia de Fontet y la calidad de Gintvainis surtía efecto para igualar de nuevo la contienda (46-43). No obstante, Bas volvía anotar y los palentinos encadenaban tres ataques consecutivos sumando puntos (con Pérez Tomás, Otegui y Zamora), por lo que obligaban a Sergio Jiménez a solicitar tiempo muerto con 58-46 en el electrónico. Entonces aparecía Jankaitis con seis puntos consecutivos para mantener con vida a los altoaragoneses (61-54).

Pese a que el último cuarto empezaba con una nueva canasta de Jankaitis (61-56), el Palencia demostraba por qué es uno de los máximos favoritos de la competición, por no decir el máximo favorito, y endosaba un 13-0 de parcial en seis minutos que esfumaba todas las opciones del Magia Huesca (74-56). Mikel Motos rompía el parcial con un lanzamiento en suspensión, y en los cuatro minutos finales los visitantes conseguían maquillar el marcador hasta el 77-69 final.

De esta forma el Magia Huesca ha perdido su segundo partido de la temporada en dos jornadas. Es cierto que no es alarmante, ya que el equipo compite, pero el grupo sí debe reflexionar sobre los dos abultados parciales en contra que ha recibido en los dos últimos cuartos de ambos partidos.

Estadística

estadistica palencia cb peñas

El próximo compromiso oficial del Magia Huesca será el viernes 14 de octubre a las 21 horas en el Palacio de los Deportes de Huesca frente al Marín Peixegalego.