Campeonato del mundo de BTT Enduro en Zona Zero, Aínsa | Foto: mtbymas
Por primera vez en España se disputará el campeonato del mundo de BTT Enduro en Zona Zero. El escenario que acogerá tal evento no es otro que la localidad de Aínsa, donde se reunirán los mejores ciclistas de enduro del planeta en la séptima prueba de la competición.
Campeonato del mundo de BTT Enduro en Zona Zero, Aínsa | Foto: mtbymas
Campeonato del mundo de BTT Enduro en Zona Zero, Aínsa | Foto: mtbymas

Desde el próximo viernes 25 hasta el domingo 27 de septiembre, más de 500 participantes del Enduro World Series llegarán a Aínsa con el objetivo de ganar la séptima etapa que se celebra tras el paso por países como Nueva Zelanda, Irlanda, Escocia, Francia, EE. UU. y Canadá convirtiendo ésta en una carrera vital, pues es la penúltima de la competición siendo Italia el país que cerrará el evento. Los participantes recorrerán 84 kilómetros y 3.000 metros de desnivel acumulado en solo dos días.

De esta forma la comarca del Sobrarbe espera la llegada de entre 4.000 y 5.000 espectadores para seguir las pruebas, que comenzarán el viernes a las 16:00, aunque los corredores podrán comenzar a entrenar en la Zona Zero desde este martes. El viernes por la mañana podrán realizar cuatro especiales concretas y por la tarde será el prólogo, obligatorio, aunque no cuenta en el resultado final.

Las pruebas puntuables tendrán lugar el sábado y el domingo. El recorrido del sábado comenzará a las 7:30 en el propio pueblo en dirección hacia la sierra de Partara y de ahí 12,65 kilómetros hasta Morcar. Pasado Luparuelo se tomará un sendero que desembocará en Santa María de Buil. Tras pasar por la ladera del Sarrastaño, se volverá a la sierra de Partara para realizar una bajada de 2,2 kilómetros.

El domingo tendrá lugar la prueba más corta, de menos de un kilómetro aunque será la más atractiva pues los corredores tendrán que atravesar la Cresta del Cuervo. Después se subirá al Cuello de los Muertos, tras el que habrá un enlace de 6,7 hasta Pumaruello para llegar a una tercera especial. El cierre será en un camino entre Aínsa y Boltaña, en Coda Sartén, dando por finalizada una intensa jornada en la que la organización espera unos beneficios de entre 4 y 5 millones de euros.