Javi Marín, durante su etapa en Alicante | Foto: solobasket.com
El canterano del CAI, que estaba entrenando con el equipo oscense a las órdenes de Sergio Jiménez en estos primeros compases de la pretemporada, se marcha a Ávila para jugar en LEB Plata.

Javier Marín (Zaragoza ,1994) es un escolta que también puede hacer el base (1’94 m) con talento natural para jugar al baloncesto, muy rápido y explosivo jugando 1×1, lo que le hace muy complicado de defender. Además, es un buen pasador y domina ambas manos, lo que le coloca siempre entre los mejores pasadores de su equipo. Tiene un buen tiro de media distancia, algo que ha mejorado en los últimos años.

La temporada pasada la disputó en Unión Financiera Oviedo de LEB Oro y las lesiones le pasaron factura para coger la confianza que necesita todo jugador para demostrar su valía. Este verano comenzó a entrenar con el Magia Huesca pero ha firmado con el club avilés para poder recuperar su nivel y demostrar la calidad que atesora en Carrefour El Bulevar de Ávila.