Se tocó la victoria con la punta de los dedos, pero un triple de Asier Zentogitabengoa mandó el partido a la prórroga, donde se notó la falta de centímetros y las piernas cansadas tras un esfuerzo titánico. Una cruel derrota para Peñas Huesca que termina con el sueño de ACB, pero con una afición orgullosa de su equipo. || FOTOS DEL PARTIDO.
PARA CRONICA peñas- melilla
Momento del partido / Foto: C.Pascual

Tercer partido de la final de LEB Oro para ascender a la liga ACB entre Peñas Huesca y CB Melilla, esta vez en tierras oscenses con un Palacio de los deportes con más de 3.000 personas dispuestas a animar a su equipo, muchas de ellas con prendas verdes siguiendo el llamamiento del club. Se presentaba el encuentro con la sorpresa de la baja de Daniel Bordignon, que dejaba el juego interior de Peñas Huesca mermado ante un equipo donde muchos de sus puntos llegan desde sus hombres altos.

Saltaban los oscenses al parquet con Aegir Steinarsson, Kris Davis, Joan Pardina, Gabas Maldunas y Goran Huskic en el quinteto, en un encuentro que empezaba con imprecisiones por parte de ambos equipos fruto de los nervios, aunque Peñas Huesca conseguía las primeras ventajas de la mano de un Aegir Steinarsson muy centrado en el partido anotando y dirigiendo, aunque CB Melilla igualaría la contienda a falta de poco menos de 2 minutos para finalizar el primer periodo, llegando con ventaja al término del mismo 20-22 con un juego muy equilibrado por su parte contrarrestando el gran cuarto de Goran Huskic autor de 8 puntos.

El segundo envite comenzaba con mucha intensidad, con CB Melilla dominando en el marcador gracias a su juego interior entre Eduardo Hernández-Sonseca, muy bien defendido no obstante por Marcos Portález, Edu Gatell y Héctor Manzano, consiguiendo una máxima renta de 7 puntos a falta de 2:40, ante un Peñas Huesca que no estaba acertado en ataque. Jorge Sanz superaba en el 1 contra 1 a Guille Colom, pero este se echaba el equipo a la espalda en ataque con 7 puntos consecutivos que sacaban de la UVI a los oscenses y dejaba el marcador con un apretado 36-38 al descanso, al que se llegaba con la desafortunada lesión de Gabas Maldunas en el tobillo en los últimos minutos que hacía presagiar lo peor.

Tras el descanso volvieron a salir los norteafricanos más centrados consiguiendo rápidamente una renta de 5 puntos que fue recortada con un robo y mate de Kris Davis y un triple de Jorge Lafuente que levantaban a la afición y empataban el partido a 41. Gabas Maldunas a peasr de empezar jugando no podía continuar dejando muy mermado al equipo interiormente sin 2 de sus hombres altos, pero el partido debía de continuar. Mediado el tercer cuarto aparecía Asier Zengotitabengoa con 3 triples seguidos para su equipo con los que lograba la máxima ventaja a falta de 3:25 con un marcador que reflejaba un 47-55, dejando a Peñas Huesca al borde del colapso, pero se conseguía llegar con vida al acabar el periodo con un 54-59 en el electrónico.

Para el periodo final Quim Costa tenía que hacer magia con sus hombres a falta de jugadores interiores, convirtiendo tanto a Joan Pardina como a Jorge Lafuente en ala-pivots que se tenían que pegar con Brandon Edwards y Héctor Manzano, algo que no le saldría mal al técnico catalán. CB Melilla iba siempre por delante en el marcador, y Peñas Huesca intentaba recortar las diferencias con mucho protagonismo de Goran Huskic que hoy si hizo mucho daño en la zona melillense, pero conforme se acercaban los altoaragoneses, el acierto rival volvía a dejar la ventaja para los azulones, en lo que era un intercambio de canastas constante, hasta que a falta de poco más de 2 minutos un triple del islandés Aegir Steinarsson ponía el 71-72 en el marcador, acercando a Peñas Huesca a la distancia mínima. Rosario de tiros libres y delirio en el pabellón a falta de 35 segundos con un nuevo triple de Aegir Steinarsson que daba la vuelta al marcador poniendo por delante a los oscenses 75-74, algo que no ocurría desde el primre cuarto. Más tiros libres, Josep Franch anotaba los 2 que tiraba y Christian Díaz hacía lo propio con sus 4 dejando a falta de 12 segundos un 79-76 en el marcador con balón para CB Melilla. Los norteafricanos buscaron el triple para empatar con Josep Franch en la última jugada, pero el balón repelido era reboteado por Brandon Edwards que rápidamente sacaba para un Asier Zengotitabengoa que solo en el triple enviaba el partido a la prórroga haciendo el silencio en el Palacio con el 79-79 en el luminoso de la forma más cruel cuando se tocaba la victoria tras una titánica lucha con los dedos, en el último momento y con un rebote donde la falta de centímetros por las lesiones de Daniel Bordignon y Gabas Maldunas pasaron factura a pesar del tremendo esfuerzo de todos los jugadores oscenses.

El periodo extra comenzó con intercambio de canastas protagonizado por Goran Huskic inmenso todo el partido y por Christian Díaz muy cansado y acertado desde el libre que aupaba a Peñas Huesca 86-83 en el marcador a falta de poco más de 3 minutos, momento en el que el partido dijo adiós con la quinta personal de Goran Huskic que estaba siendo el faro del equipo en la prórroga. Marcos Suka-Umu aparecía con 4 puntos consecutivos y Josep Franch con otra canasta aprovechaban los fallos oscenses para poner en el electrónico un 86-89 a falta de 1 minuto. Jorge Lafuente erraba el triple que suponía el empate, y Brandon Edwards sentenciaba el partido desde el tiro libre, concluyendo el encuentro un mate de Edu Gatell para el 86-93 final y la victoria de CB Melilla que cerraba la final con un 3-0 en un partido que le había costado mucho esfuerzo a pesar de tener todo de cara con las circunstancias que se fueron dando.

Caras de tristeza en el cuadro oscense que estaba agotado y destrozado en la pista mientras CB Melilla celebraba su ascenso a la Liga Endesa deportivamente hablando, aunque ya se sabe que luego en los despachos ya es otra cosa. No obstante a pesar de la derrota no se movió ni un alma del Palacio de los deportes pidiendo a los jugadores que aparecieran en la pista, que con los ojos llorosos recibían a una afición entregada y orgullosa de sus guerreros, sus leones verdes, que habían dado la cara en un partido muy dificil luchando como auténticos jabatos y dejándonos soñar con la ACB, dando una vuelta de honor donde notaron el cariño y el agradecimiento de los espectadores que hoy acudieron al encuentro, y que bien saben que lo conseguido por este equipo ha sido espectacular.

El rebote y los errores en los tiros libres volvieron a ser la clave de la derrota, si bien en el rebote con la falta de centímetros no se puede poner un pero al equipo. El MVP del partido fue Goran Huskic con 24 puntos, 11 rebotes y 6 asistencias para 31 de valoración, bien acompañado en el bando peñista por Christian Díaz con 15 puntos, Aegir Steinarsson con 13 tantos, 5 rebotes y 5 asistencias y Guille Colom con 10 puntos en lo que se refiere al ataque, porque en cuanto a intangibles el equipo al completo estuvo espectacular dándolo todo en la defensa a pesar de su menor poderío físico. Por parte de CB Melilla Asier Zengotitabengoa fue el verdugo de Peñas Huesca con sus 18 puntos y 8 rebotes para 18 de valoración, aunque el más valorado fue Eduardo Hernández-Sonseca con 21 fruto de sus 12 puntos y 8 rebotes. Brandon Edwards con 12 puntos y 9 rebotes para 18 de valoración y Marcos Suka-Umu, Jorge Sanz y Josep Franch por encima de los 10 puntos acompañaron a la perfección para lograr la victoria y el deseado ascenso.

huecamelilla