¡Somos Huesca, Somos Deporte!

¿Cambiar cromos o mantenerlos?

Gallar, Rescaldani, Vadillo, Akapo o Carlos David han empezado un tanto dubitativos la temporada, lo que abre la puerta a segundas espadas como David Ferreiro.

Aunque los resultados en las primeras cuatro jornadas no han sido del todo malos, 5 de 12 puntos y el mismo bagaje que la temporada pasada, tampoco ha sido para tirar cohetes: solo una victoria. Muchas caras visibles que llegaban a Huesca y que han dado un gran rendimiento en pretemporada parece que les está costando adaptarse a la categoría de plata. Y sí, hablamos de Álex Gallar, uno de los mayores talentos de la plantilla y el fichaje más caro de la historia. Rescaldani, el único nueve puro, o los Vadillo, Carlos David y Akapo, que no han empezado con el pie derecho.

Bar Álvaro

El caso más característico es el de Gallar, el ex de la Cultural Leonesa llegó el pasado mercado estival con la intención de suplir a Samu Sáiz. Tras una gran temporada parecía que estaba preparado para el reto. Sin embargo, sus primeros partidos con la elástica azulgrana han sido bastante discretos, nunca ha sido ese extremo capaz de marcar y asistir en casi cualquier momento.

Rescaldani, el único ‘9’ puro de la plantilla, tampoco está gozando de suerte y el gol está siendo el principal problema de los de Rubi, algo que ya sucedió el año pasado. El argentino ha participado únicamente en 68 minutos de los 360 disputados hasta la fecha y prácticamente no ha tirado a puerta.

Por su parte, Akapo y Vadillo no están a su mejor nivel, o al mejor nivel que demostraron el año pasado. Akapo, incansable por su banda, está teniendo algún que otro problema sobre todo en la parcela ofensiva. Mientras, Vadillo, aunque ya lleva dos asistencias, no ha aparecido lo suficiente como para poder catalogarlo como el faro del equipo, la misión a la que se le llamó en verano.

Sin embargo, el caso que más vértigo da es el de Carlos David. De ser el líder de la zaga con Anquela al ostracismo con Rubi. Y el extremeño ha hecho méritos para eso. Dos expulsiones, una en el primer partido y otra en Copa del Rey, que han supuesto un pobre bagaje de 54 minutos en liga, los primeros. Desde entonces, ha cumplido el partido de sanción -jornada 2- y se ha quedado fuera de la convocatoria en las 2 últimas jornadas (3 y 4). Ahora mismo Pulido y Jair están claramente por delante de un central que estaba llamado a ser pieza clave de la línea defensiva.

Soluciones en el banquillo y en la pizarra

La plantilla que ha diseñado la cúpula del Huesca deja varias soluciones para sustituir a estos futbolistas. Aunque algunos parten como casi insustituibles (caso de Akapo, por el nivel mostrado de Alexander como lateral, o los casos de Gallar y Vadillo), hay jugadores por detrás que están apretando fuerte. El caso más flagrante es el de David Ferreiro. El gallego siempre cumple con nota, siempre demuestra su enorme profesionalidad, características que le han llevado a ser uno de los integrantes de la plantilla más querido por la afición azulgrana.

En cuanto a la parte de atrás, está clara la pareja de centrales titulares (Pulido-Jair) y previsiblemente la de laterales (Akapo-Brezancic). El trivote usado en El Sadar con Luso, Melero y Aguilera también puede ser solución en partidos puntuales, sobre todo en aquellos donde el potencial del rival lo requiera, incluso dando entrada al talento de un Sastre que también está sufriendo para ser una pieza importante.

Dale a Me Gusta para estar informado de la última hora y de los contenidos de este medio

Suscríbete a nuestra Newsletter | ¡Es GRATIS!
Apúntate aquí para recibir las últimas noticias en tu correo cada mañana. ¡No te pierdas nada!
Puedes cancelarla en cualquier momento
Comentarios