Saludo entre ambos equipos antes del encuentro | Foto: @AnaitasunaBM
La adrenalina brotó en los dos últimos minutos del Anaita-Bada. Hubo empate final (21-21) y la victoria se le escapó entre los dedos al siete de Nolasco por una bronca en la que la mesa pudo actuar de mejor manera. El vídeo decidirá.
Saludo entre ambos equipos antes del encuentro | Foto: @AnaitasunaBM
Saludo entre ambos equipos antes del encuentro | Foto: @AnaitasunaBM

Era el minuto 29 de la segunda parte y con 19-21 en el marcador Marco Mira y Novelle fueron expulsados por una trifulca en la que el local Chocarro también se tuvo que ir al vestuario antes del bocinazo final. Y en 25 segundos, los de Pamplona empataron un partido que durante muchos minutos ganó con suficiencia para pasar al pavor ante la brillante reacción de los altoaragoneses.

Ya se sabe que los choques entre ambos sietes suelen acabar en astillas. Y, en partidos así, en la hoguera. El disputado en la Catedral fue pura pasión. Los de Pamplona gobernaron con autoridad el primer acto. Pejanovic acabó con un 14% de acierto bajo palos. El Bada se diluyó ante el ataque de Anaita que sacó petróleo de cada robo de bola. Cuatro jugadores –Gastón, Costoya, Chocarro y Pérez de Inestrosa- firmaron todos sus lanzamientos con acierto: 10 de 10 y la primera parte acabó con un contundente 15-10 favorable a los locales.

El regreso de los vestuarios siguió por la misma senda. La tarde se avecinaba plácida para los locales. Partido encarrilado y victoria cómoda. Ningún nubarrón, ningún presagio de la tormenta que se iba a desencadenar. En el minuto 11 de la segunda parte, el 19-14 era claro y el partido cambió de mando. Ver para creer. Cuando el siete de Anaita estaba ya listo para poner los clavos en el ataúd, el Bada se sacudió complejos. Arguillas echó la cancela, Adrián Nolasco abrió el parcial que cerró Doldán con un 19-20 en el electrónico y llegó la trifulca propia de la tensión. Allí, el conjunto navarro se desenvolvió mejor y pudo empatar el partido.

La ansiedad por firmar la primera victoria de la temporada pasó factura a los de José Francisco Nolasco que siguen en su búsqueda de un partido coral desde el minuto uno al sesenta. En cuanto se asiente y se tomé una tila grupal dará muchas alegrías.

[accordion]
[acc_item title=”FICHA TÉCNICA”]

Helvetia Anaitasuna: Lorger (p), Etxeberría, Nadoveza (3), Chocarro (3), Pérez de Inestrosa (4), Ugarte y Da Silva (1). Siete inicial. Hernández (ps), Álvaro Gastón (5), Bazán, Costoya (4), Kisselev, Goñi y Juan Castro (1).

Bada Huesca: Pejanovic (p), Cabanas (4), Pujol, Eloy (1), Novelle (3), Escribano y Mira. Siete inicial. Arguillas (ps, 1), Doldán (2), Rochel (1), Marcelo (5), Adrián Nolasco (2), Oier García (2), Dijà y Víctor Sánchez.

Árbitros: Sebastián Fernández y Alberto Murillo. Excluidos Nadoveza (2), Chocarro (roja), Ugarte (2 y roja) y Da Silva por el Anaitasuna; Cabanas, Eloy (1 y roja), Novelle (roja), Dijà, Mira (1 y roja).

Parciales cada cinco minutos: 3-0, 7-3, 8-5, 9-6, 13-8, 15-10 (descanso) 16-12, 18-13, 19-15, 19-19, 19-20, 21-21.
Incidencias: unos 2.500 espectadores en el pabellón Anaitasuna.

[/acc_item]

[/accordion]