Gradas de El Alcoraz | Foto: Cordón Press
El Alcoraz tiene que ser un fortín para la SD Huesca en los partidos que quedan, y es que faltan aún por jugarse 21 puntos en casa que se antojan vitales para la permanencia del equipo oscense en la Liga Adelante.
11 titular del Huesca frente al Mallorca | Foto: sporthuesca.com
Once titular del Huesca frente al Mallorca | Foto: sporthuesca.com

El conjunto azulgrana quiere mejorar su juego en casa para poder brindar a la afición victorias en la recta final de la temporada para no caer en descenso y conseguir así de forma holgada la permanencia. Siete son los partidos que quedan por jugarse en Huesca con sus correspondientes 21 puntos en el aire, siete partidos en los que se encuentra el ‘derbi’ aragonés frente al Real Zaragoza, que pretende ser una fiesta del fútbol en Aragón y que el equipo oscense pretenderá llevarse.

Partidos como el del Real Zaragoza serán indispensables para conseguir puntos ya que van a ser complicados los encuentros que vienen para el Huesca en casa. El próximo rival es el filial del Athletic Club de Bilbao, que aun siendo colista ha mostrado ser un duro rival. El siguiente partido que se dispute en El Alcoraz será frente al Gimnástic de Tarragona, un encuentro que será muy disputado, al ser ambos recién ascendidos, pero con los tarraconenses estando terceros a dos puntos del ascenso directo, y con ese objetivo entre ceja y ceja será difícil batir al conjunto catalán.

La afición azulgrana apoyará en todo momento al equipo | Foto: sporthuesca.com
La afición azulgrana apoyará en todo momento al equipo | Foto: sporthuesca.com

Tras el partido frente al Gimnástic llegará otro duelo seguido en casa para el equipo oscense que le enfrentará al Córdoba, que se encuentra en la misma situación que el equipo de Tarragona, a tres puntos del objetivo prioritario para los cordobeses, el ascenso directo a Primera División, y que será otro rival rocoso a batir.

Después del Córdoba llegarán Llagostera y Almería, ambos conjuntos actualmente por debajo del equipo oscense en la clasificación y que también buscan la permanencia. Será imprescindible ganar, o conseguir puntos, ante los rivales directos para permitir al Huesca escapar del descenso. Tras los partidos contra estos rivales, a priori directos, llegará el, ya comentado antes, ‘derbi’ aragonés, en el que también será fundamental rascar puntos ya que el Real Zaragoza buscará asentarse en el ‘playoff’ de ascenso a final de curso.

Para finalizar la temporada será el Lugo el que visitará El Alcoraz. Los gallegos se encuentran a 3 puntos del ‘playoff’ de ascenso y si llegan con posibilidades en la recta final de meterse a pelear por el ascenso vendrán a llevarse los 3 puntos de Huesca y podría reafirmarse como otro hueso duro de roer para un equipo oscense que, esperemos, ya esté fuera del descenso.

Un total de 21 puntos en un Alcoraz que tiene que ser una caldera para los rivales que lo visiten y donde el Huesca deberá mejorar su faceta como local, pues hasta ahora solo ha conseguido 13 puntos de 42 posibles en su feudo donde lleva un pobre bagaje de 3 victorias, 4 empates y 7 derrotas.